Google+ Followers

viernes, 17 de mayo de 2013

DOCE ROSAS


DOCE ROSAS
Doce rosas, doce besos
por reírte
cuando tocaba llorar,
por callarte
cuando tocaba sufrir,
por amarme
cuando no me dejaba,
por quedarte
cuando me estaba yendo,
por estar
cuando acabe volviendo,
por velarme
cuando la noche era larga.
Doce rosas, doce besos
por cogerme
cuando me caía,
por alegrarte
cuando me levantaba,
por animarme
cuando me hundía,
por abrazarme
cuando sentía frio,
por entenderme
cuando no tenía voz,
por ser tú
cuando me hiciste falta.

2 comentarios:

  1. Precioso agradecimiento Ramón. De no haberte amado, no hubiera hecho todo eso, se merece tu sonrisa y tus besos.

    ResponderEliminar
  2. El poema lo he leido tantas veces y lo he hecho mìo tambien.Yo tengo una foto parecida,pero menos atractivo que tù Ramòn,ja,ja,ja...la tengo que publicar pero todavìa recuerdo lo mal que lo pase sin ver tanto tiempo a mi pequeña Ane.

    ResponderEliminar